QUIENES SOMOS

Somos todos, personas y asociaciones que, sencillamente, desean buscar una solución digna y a largo plazo para los gatos que actualmente conviven con nosostros, sobre todo en nuestras ciudades, en estado de asilvestramiento.

Consideramos que los protocolos C.E.S (Captura, Esterilización, Suelta) son la mejor forma de afrontar el problema dando una gran calidad de vida y una solución digna a los gatos de nuestro entorno.

 C.E.S. EL MAYOR BIENESTAR PARA EL MAYOR NÚMERO DE GATOS

Los objetivos del movimiento por los Gatos de la Calle, son:

-      Cambiar el modo en que los gatos asilvestrados son comúnmente tratados en nuestro país.

-      Reconocer su derecho a la vida y al lugar que ocupan en el entorno medioambiental.

-      Mejorar sus condiciones de vida en la medida que nos sea posible, especialmente mediante la aplicación del C.E.S.

Todo ello con el objeto de enfocar su existencia desde una óptica humanitaria, y no de exterminio, como medio de reducir su población. En otras palabras: salvar y mejorar las vidas de tantos gatos como nos sea posible.

Resolver el problema de la superpoblación mediante el rescate y la adopción, sencillamente: no es posible. Los gatos callejeros se reproducen mucho más deprisa de lo que nosotros necesitamos para socializarlos, y son exterminados en los refugios en un número muy superior al que son adoptados. Incluso pensando que la adopción constituye la vía más deseable, no existen recursos materiales para socializar y adoptar a las decenas de miles que viven en el país.

Y no hay que olvidar que con el tiempo y la energía que se invierte intentando socializar a gatos asilvestrados, miles de gatos abandonados y cachorros pueden tener una salida para la adopción, teniendo un verdadero impacto en la mejora de sus vidas.

Ha llegado el momento de examinar seriamente las razones que nos mueven a trabajar en nombre de los gatos callejeros. Contando con aquellos cuidadores únicamente involucrados en su alimentación diaria, que forman una parte importante de este gran escenario, el movimiento de ayuda a los gatos de la calle tiene ya en USA veinte años de historia. Si nuestro objetivo final es conseguir el bienestar del mayor número de gatos posible, el único camino racional y humanitario para conseguirlo es aplicando el C.E.S., no hay otra alternativa, porque cada día nacen más y más gatos, y eso es un hecho incontestable.